viernes, 28 de septiembre de 2012

Aniversario trekkie

Nunca he escondido que una de mis pasiones es la ciencia ficción televisiva sin hacer ascos a casi nada. Así que he viajado por el tiempo y el espacio a bordo de una cabina de policía, me he perdido por los pasillos de todas las Enterprise que se han concebido hasta el momento, he luchado contra los Cylons a bordo de la Galactica, me he sumergido en el fondo del mar con el SeaQuest, he acompañado a los jedi en sus andanzas por una galaxia muy lejana, he disfrutado de la grandiosidad técnica de Andromeda, me he reído de las eternas desdichas de John Crichton, he sido partícipe de las intrigas de los Tealons, he atravesado centenares de veces un Stargate o he asistido con fruición a las eternas disputas que ocurrían a bordo de la estación Babylon 5. No sé si este proceder que incluye cerca de otro centenar de series me convierte en un simple trekkie (término que algunos amigos me dedican cuando defiendo Star Trek) o en un ninfómano de la ciencia ficción televisiva (aún está por ver), pero hoy toca celebración dado que es el 25º aniversario de la spin-off más emblemática de Star Trek, me estoy refiriendo a Star Trek: La nueva generación.

Puede que no sea la mejor de todas (cada cual tendrá sus preferencias) pero trajo un soplo de aire nuevo a la franquicia (aunque le costó al menos 3 temporadas) consiguiendo sacar una de las sagas más emblemáticas del género de la naftalina (operación que luego realizarían otras con igual éxito). Algunos podrían aducir que nos trajo el personaje más odiado de la saga, el insufrible Wesley Crusher (el Jar Jar Binks trekkie), que a resultas de su peregrinaje en la serie se encuentra encasillado en la actualidad como personaje diana (Eureka, The Big Bang Theory, etc), pero también nos encontramos con un excelente capitán en la figura de Jean-Luc Picard o vivimos intensamente los espaciados encuentros con la raza más acojonante que ha dado el género, los Borg (aunque en el fondo se tratase de una variación agreste de los Cybermen de nuestro querido Doctor). La serie también nos trajo una profundización en la cultura Klingon que nos había sido negada en la serie original o la muerte de un personaje principal (todo un hito en una serie donde sólo podían morir algún alférez sin nombre pero con apellido).

Bueno, a modo de homenaje te dejo el anuncio del estreno de la serie (toda una perla) en ese ya lejano 1987:



Así como el primer capítulo entero que se emitió (era doble), que se llamaba "Encounter at Farpoint" (y que voy a ver esta noche aunque probablemente sea el segundo peor piloto de todas las series de Star Trek, el de Star Trek: Voyager sigue siendo el peor con mucho):



En fin, me he tomado hoy esta pequeña licencia dado que probablemente el vídeo será removido de Youtube en unos pocos días (aunque me gustaría saber como hay usuarios que pueden saltarse la famosa limitación de tiempo de Youtube poniendo contenidos con copyright de más de una hora de duración sin ser sancionados). Sólo me queda decir, "por favor que hagan ya una nueva spin-off de Star Trek, aunque sea una mierda, que la hambruna de se está haciendo demasiado dolorosa. Mierda, realmente soy trekkie".

2 comentarios:

  1. ACEPTAMOS CUALQUIER CAGARRUTA QUE HAGA JJ AMBRAMS DE STAR TREK PERO SACADLA :(

    ResponderEliminar
  2. Ahhh, el año que viene Star Trek DOS

    ResponderEliminar

No dudes en comentar este artículo si te apetece. Sólo pedirte un pequeño favor: "no utilices abreviaturas que atenten contra nuestra lengua común".